Showing 11 Result(s)

La Batalla Por Tu Bolsillo

Como adultos que somos, todos los días tenemos que tomar una de las decisiones mas cruciales, como gastar nuestro dinero! Para muchos es fácil el hacer una lista de todo lo que se necesita comprar, sin embargo otros optan por no hacer dicha lista aun cuando el ingreso es limitado. Nuestra responsabilidad como adultos es el ir a buscar el ingreso que nos permita solventar los gastos de vida empezando con las necesidades básicas como: vivienda, alimento, ropa, calzado, transportación etc. Todos anhelamos adquirir algunos productos adicionales como por ejemplo: una televisión, computadora, muebles, ropa, vacaciones, zapatos, juegos, etc. Todo esto mencionado es muy bueno siempre y cuando el ingreso lo permita después de haber cubierto por completo las necesidades básicas.

Una frase de un autor desconocido dice lo siguiente “No puedes escapar de las necesidades, pero si puedes vencerlas” el autor de esta frase reconoce que tenemos necesidades que debemos suplir, yo estoy en total acuerdo. Lo importante no es saber que tenemos necesidades, sino diferenciar las necesidades básicas de lo que solamente se desea. Las personas que me conocen se han podido dar cuenta que no soy admirador del hombre despilfarrador de sus ingresos, especialmente si no han suplido las necesidades básicas de su familia. Sin darnos cuenta en muchas ocasiones los productos innecesarios que anhelamos comprar es solo para llenar el vacío que a veces sentimos, ya sea por falta de amor o atención y en otros casos es por alegría o para impresionar. Quiero enfatizar que mi explicación no es de promover siempre la austeridad, si no promover el balance de suplir primero las necesidades básicas y si sobra dinero entonces comprar lo que quieres o desees sin descuidar lo primordial.

Todos por naturaleza pensamos que nuestras soluciones son las correctas. Esta mentalidad nos puede llevar a un resultado no deseado causando tristeza o desanimo a los involucrados. Por esta razón te invito a que consideres mi siguiente recomendación; antes de comprar pregúntate y analiza: ¿ Cual es mi razón o motivo de querer comprar este producto? Realmente es una necesidad o un deseo? ¿ Si compro este producto, dejaría suficientes fondos en la cuenta bancaria para suplir las necesidades básicas de mi familia? Y la pregunta del millón, ¿ Cuento con el dinero en efectivo para comprarlo? Todas estas preguntas son muy importantes y si realmente te las haces antes de hacer tus compras, estoy seguro que harás lo correcto para ti y tu familia.

Si en un dado momento estuviste a punto de comprar algo que no esta en tu lista de necesidades básicas y decidiste esperar, te felicito porque se que no fue una decisión fácil, tal vez para ciertas personas lo sea, pero no para otras. Lograras tener los recursos necesarios para cubrir completamente tus necesidades básicas y para comprar lo que antes deseabas siempre y cuando sigas en plan ordenado de gastos aunque este signifique un sacrificio temporal. Te animo a que sigas siendo responsable y siempre des prioridad al bienestar de tu familia. La adquisición de cosas materiales puede esperar y siempre estarán disponibles a la merced del comprador existente. Con la familia es todo lo contrario, porque nunca se sabe cuando tiempo estarán con nosotros y lo único que puede quedar es el remordimiento. Mi deseo para ti es que nunca te suceda esto, porque puede ser una etapa muy dolorosa, recuerda que todo en la vida tiene un orden o seguimiento y que los problemas se originan cuando dicho orden es quebrantado.

Joaquin

ContactUs.com